Ausencias


Una amiga muy especial me ha dicho que en la ausencia de personas que queremos no se pierden muchas cosas...
Y aquí creo que hay una frase para pensar. Pienso, y no estoy seguro de estar en lo cierto, que si es cierto que queremos a alguien con su ausencia definitivamente perdemos muchas "cosas". Lo que no significa que a esa pérdida la vivamos de manera dolorosa e irremediable.
Si es así, pienso también que es esa una diferencia inmensa entre el cómo sentimos interiormente las pérdidas de las personas que amamos. Si somos apegados a las cosas materiales la viviremos con mucho dolor y angustia, y si no la viviremos como un proceso que tenía que ser por algún motivo explícito o no.
Entonces, no creo que con la ausencia de las personas que queremos no perdamos muchas cosas. Más bien creo que podemos llegar a vivir sin todas esas cosas que se fueron con la persona que amamos. Pero irremediablemente quedará un espacio vacío. Un lugar, un rincón con ese todo que se llevó aquella personita especial que antes lo ocupaba.
Las ausencias. Los silencios. La memoria.
Lazos que nunca dejarán de ser mientras la vida recorra nuestras venas.
Y mientras tanto... seguiremos escribiendo para recordar... para que aquello que alguna vez fue o pudo ser, no se pierda en los pliegues impenetrables de nuestro olvido.
En ese umbral
adonde la oscuridad
abisma las únicas palabras

en ese indicio
en el que nubes hebras
recogen tiernos pétalos

en ese quicio
una ráfaga al filo de la luz
les niega los silencios

en esa conjetura
en que ellos dos convergen
sospechan que no son uno

ahí entonces descubren
en el vano de los signos
la única verdad que no supieron.
Querida amiga: aunque quieras olvidar todo lo que quisiste, o lo que es peor, mientras pretendas que todos los que te queremos te llevemos a las sombras del olvido, siempre que nuestro aliento se cruce en los espacios de la luz, allí estaremos juntos. Allí y adonde nos lleve la fuerza impactante del amor, ese que negamos casi siempre, por miedos, por cobardía, por creerlo superfluo, o simplemente por creer que podemos vivir sin él (tremenda distracción).

Comentarios

Entradas populares de este blog

Entrerriano Amor

El lugar en el mundo