Entradas

Mostrando entradas de junio, 2009
Hoy tengo ganas de escribir algo cortito. Tal vez transcribir una poesía vieja o algo así. Para que el Poeta se recuerde de quien es o quien fue en algún momento. Recordar... Nostálgico, así ando hoy.

Nada en particular. No tengo motivos para estar triste. Todo lo contrario. Pero así me siento, con ganas de mirar para atrás y ver que hice de mis silencios, de mis palabras, de mis pasos en la arena.

Danzo
viscosidad
sustancia oscura
imaginación de mis penas.
Vibro
nada oculta
noches interminables
cavilación de mis deseos.
Respiro
cicuta en partículas
vientos de las horas
que matan lentamente.
Y vos
festejas
noche de todos los santos
círculos de fuego
aires de rosas
palmas en tus manos
extendidas hacia ellos
las sombras
tibias de los cipreses
arenas de nuestro río.
Uno y otro
inerte y vivo
cayendo desplomados
ataviados
la piel del otro
trance y final.

Sigo caminando. Lento porque ya me cansé de los apuros. Total vamos a llegar igual al mismo lado en el momento preciso...
Imagen
Los vientos nos llevan adonde menos lo pensamos... Uno va en una dirección creyendo que sigue su destino y sin embargo estamos recorriendo los pasos de lo que alguna vez nosotros mismos caminamos. Transitamos el sendero sin tener conciencia de lo mágico que hay en ello.

El peregrinaje no siempre aparenta ser lo que es. A veces, la mayoría de las veces, el perfume que nos persigue nos recuerda a alguien y no sabemos a quien. En realidad no queremos saber. Nos da miedo saber.

Y cuando al fin, el perfume y el sendero se hacen uno en la huella que transitamos, es que una ráfaga de felicidad se incorpora en nosotros y oramos para que no se termine nunca.
Los sentidos se adueñan de las palabras y le ofrendan significados heróicos. La poesía retorna a su antigua Diosa Creadora. El templo de nuestros cuerpos ya no es más que cuencos en donde resuenan los cristales.

Reconocer los límites
Aquellos límites en los que me hundí.
Los abismos a los que me empujaste
Los tiempos en los que me olvidé.
No sé s…